Galletas de avena con naranja y canela

Galletas de avena caseras

Galletas de avena caseras

Nos encantan las galletas de todo tipo, y nos hemos dado cuenta de que solo tenemos una receta de galletas en el blog, y eso no puede ser.

Así que nos hemos puesto manos a la obra y nos hemos decidido por unas ricas galletas de avena con naranja y canela, muy sencilla de llevar a cabo, y mucho más sanas que cualquier galleta industrial.

Esta receta de galletas de avena está basada en la de nuestra querida Isasaweis, aunque hemos hecho algunas pequeñas modificaciones.

Ingredientes galletas de avena

Ingredientes para unas 12 galletas de avena

  • 100 gr. de copos de avena
  • 50 gr. de harina de trigo integral
  • 50 gr. de azúcar moreno
  • 50 ml. de aceite de oliva virgen extra
  • Cucharadita de levadura química
  • Pizca de sal
  • 1 huevo pequeño
  • La ralladura y el zumo de media naranja
  • Canela al gusto

Elaboración de las galletas de avena

No puede ser más fácil elaborar estas galletas, ya veréis: mezclamos en un bol grande todos los ingredientes secos (copos de avena, harina, azúcar, levadura, sal, ralladura de naranja y canela), y los mezclamos bien.

Haciendo galletas de avena

A continuación añadimos el resto de los ingredientes (el huevo, previamente batido, el aceite y el zumo de naranja), y removemos hasta que esté todo bien integrado.

El tamaño del huevo y la naranja puede variar mucho, así que la mezcla final os puede quedar demasiado liquida o demasiado seca. Nosotros contrarrestamos añadiendo un poco de harina o de aceite, según el problema. Lo ideal es que la masa no esté demasiado seca, pues conseguiríamos unas galletas demasiado “mazacote”.

Ya solo queda distribuir pequeñas porciones de masa sobre un papel sulfurizado e introducir en el horno, previamente precalentado, a 200º durante unos 15-20 minutos, o hasta que veáis que las galletas están bien doradas.

Galletas de avena caseras

Al sacarlas del horno es interesante colocarlas sobre una rejilla para que se templen correctamente y no se reblandezcan. Una vez frías se pueden guardar en un taper y aguantan perfectas dos o tres días… aunque no creemos que os duren tanto ;)

Lo de las cookies

Usamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando entendemos que estás aceptando las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR