Las claves para restaurar muebles de madera

Restaurando un mueble antiguo

No compres, restaura.

En este artículo queremos darte algunos trucos para restaurar muebles de madera, algo que nosotros mismos llevamos ya un tiempo queriendo hacer. Estamos seguros de que en más de una ocasión ha pasado por delante de tus narices algún mueble precioso y lo has dejado escapar porque requería un poco de trabajo.

Pues bien, con las herramientas adecuadas seremos capaces de restaurar nuestros propios muebles de madera y emprender proyectos decorativos en casa sin tener que llevar a cabo una gran inversión en nuevo mobiliario. Sigue leyendo y descubre cuáles serían las claves para dejar como nuevo cualquier mueble de madera.

Cuando queremos redecorar algún rincón de casa, o nos hace falta algún mueble para disponer de más almacenaje en alguna habitación, siempre pensamos en comprar algo nuevo, pero hay ocasiones en las que no nos podemos permitir esa inversión… o nos apetece crear algo más original y personal. Para eso lo ideal es hacerse con un mueble de madera que no esté en buenas condiciones y restaurarlo nosotros mismos.

Las claves para restaurar un mueble de madera

Partiendo de la base de que nos encontramos con un mueble que no se encuentra en muy malas condiciones tan solo tendremos que llevar a cabo unos pocos pasos, siendo el primero de ellos eliminar la pintura o barniz que tenga aplicado utilizando un buen decapante. Este primer paso puede ser el más tedioso, pero te recomendamos que te lo tomes como el más importante, y es que una buena eliminación del barniz antiguo nos asegurará contar con un mueble como nuevo, listo para decorar a nuestro gusto.

Una vez hayamos conseguido eliminar esa capa antigua de barniz o pintura es recomendable lijar todo el mueble a conciencia. Si vemos que la madera ha perdido su color y ha adquirido un aspecto más negro habrá que utilizar un decolorante para madera.

También habrá que asegurarse de que la madera no tenga «visitantes», es decir, algún tipo de parásito como carcoma. Si es así tendremos que aplicar un insecticida para eliminarlos, aplicándolo con una jeringuilla en todos los agujeros o grietas. Una vez desinfectado habrá que rellenar esos agujeros o grietas con cera de emplastecer o masilla especial para madera, retirando el exceso y lijando la superficie para que quede bien uniforme.

Llegados a este punto ya habremos convertido un mueble antiguo y en un estado regular en un mueble limpio, desinfectado y preparado para darle el acabado que queramos, desde un sencillo tinte de madera que resalte las vetas del mueble hasta algún color específico para darle una nueva vida.

Conclusión

Como ves, no es difícil restaurar un mueble antiguo y convertirlo en algo completamente nuevo para decorar cualquier rincón de casa. Si tienes entre manos un mueble en peores condiciones habrá que llevar a cabo bricolajes más avanzados, pero eso lo dejamos para otro artículo.

Este artículo forma parte de una colaboración publicitaria que nos ayuda a mantener el blog y seguir ofreciendo contenidos originales.

Lo de las cookies

Usamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando entendemos que las estás aceptando. Política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies