Nada menos que 10 años viviendo en nuestra casita

El salón en el día de la mudanza

El salón en el día de la mudanza

Por poco se nos pasa pero hace un par de días (el 26 de mayo) se cumplían 10 años desde que nos vinimos a vivir a nuestra casita… que también es un poco vuestra, porque la tenéis muy vista de nuestras publicaciones ;)

Se nos ha ocurrido celebrarlo recopilando fotos de las primeras semanas de vida en la casita y compararlas con fotos actuales, y así podemos ver juntos la cantidad de cambios decorativos que hemos llevado a cabo con el tiempo.

Creo que salta a la vista que la primera fotografía del artículo corresponde al primerísimo día, ¿no? La compra de Ikea aún empaquetada, los cuadros sin colgar, la televisión sin poner… Qué buenos recuerdos nos trae ese primer día.

Nuestro salón hace diez años

Nuestro salón hace 10 años

Nuestro salón hace 10 años

Nuestro salón hace 10 años

Nuestro salón hace 10 años

Detalle estantería salón

Como podéis ver, al principio apostamos por incluir un mini comedor con mesa blanca y sillas negras, y dos pequeñas mesas rojas acompañando al sofá de color marrón chocolate. Los primeros elementos decorativos en la pared fueron nuestro querido stormtrooper de estilo pop art y un cuadro del músico Tycho.

Bajo las escaleras colocamos un par de muebles (de Ikea, claro) y colgamos las guitarras usando este infalible soporte.

Lo vemos a día de hoy y nos sigue gustando el estilo que comenzamos a darle a la casa. No seguíamos ningún estilo en particular, lo que le daba un aspecto muy personal. Muy nosotros :)

Nuestro salón hoy

Nuestro salón a día de hoy

Nuestro salón a día de hoy

Nuestro salón a día de hoy

Banco con almacenaje para el salón

Detalle de estantería en salón

Diez años después, nuestro salón ha cambiado bastante. El mini comedor ha desaparecido y ha dejado paso a un precioso rincón musical, un cómodo sillón rojo y unas estanterías para cuadros reconvertidas en librería.

Las mesitas rojas se han convertido en una generosa mesa en la que podemos comer sin problemas y que, además, nos mantiene los pies calentitos en invierno.

Las paredes ahora están cada vez más llenas de cuadros de todo tipo. El stormtrooper que lo empezó todo ahora está muy bien acompañado. La estantería que hay sobre el sofá se mantiene, pero ahora es blanca, tiene más cositas y, sobretodo, mejor ordenadas.

Los rigores del invierno nos hicieron cambiar por completo el espacio que hay bajo las escaleras, ya que nos animamos a instalar una estufa de pellet y ese fue el sitio elegido. Eso sí, al ser todo negro combina a la perfección con las escaleras. Nuestras fieles guitarras siguen con nosotros… aunque el que esté atento habrá notado que no son las mismas ;)

Nuestra terraza hace diez años

Nuestra terraza hace diez años

Junto con el salón, la terraza es la estancia de nuestra casa que más ha cambiado en estos diez años.

Las paredes rojas venían de serie con la casa. Nosotros nos encargamos de comprar un conjunto de terraza que fuese cómodo y de traernos las plantitas que teníamos en el piso en el que vivíamos antes.

A pesar de estar tan desangelada al principio, nos encantaba nuestra terracita (veníamos de un piso con un mini balcón, así que no era difícil pasar a mejor)… y nos lo pasábamos genial haciendo visitas regularmente al vivero para encontrar nuevos inquilinos.

Nuestra terraza hoy

Terraza llena de plantas

Muchos cambios también en la terraza con el paso de los años. El primer cambio que llevamos a cabo fue pintar todas las paredes de un color claro e instalar un toldo, porque aquí el sol pega duro.

Hace poco también incorporamos un pequeño conjunto de mesa y sillas de madera, perfecto para desayunar o tomar el aperitivo cuando el tiempo acompaña.

Pero sin duda de lo que estamos más orgullosos es de nuestras plantitas. Poco a poco hemos ido creando un pequeño vergel que nos encanta y nos entretiene.

Por otros diez años más

Nuestro balance de estos primeros diez años no puede ser más positivo. Estamos muy contentos en nuestra casita y estamos seguros de que los próximos años estarán llenos de más cambios decorativos, porque no nos podemos estar quietos.

PD: Nos hemos centrado en el salón y la terraza porque son las estancias en las que más tiempo pasamos y, por lo tanto, las que más cambios han sufrido con el paso de los años.

Lo de las cookies

Usamos cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando entendemos que las estás aceptando. Política de cookies.

ACEPTAR